Es una foto de quimigrama que hice en la noche de Viernes Santo con el agua del mar. La mitad del papel estaba sumergido en el agua. Así dejé el papel durante toda la noche bajo la luz de la luna casi llena. El azul es del mar. El amarillo es de la luna.